Registro en el sistema voluntario de cálculo de la huella de carbono

La Huella de Carbono es la cantidad de emisiones de gases de efecto invernadero liberadas a la atmósfera como consecuencia de cualquier actividad (persona, organización, empresa, producto…). Es el punto de referencia básico para el inicio de actuaciones de reducción del consumo de energía y para la utilización de recursos y materiales con mejor comportamiento ambiental.

Calcular la Huella de Carbono proporciona los siguientes beneficios:

  • Mejora del desempeño económico-ambiental de la organización.
  • Ofrece la oportunidad de conocer y reducir las emisiones de GEIs (gases de efecto invernadero) y sus costes asociados.
  • Introducción en mercados con alta exigencias ambientales y comprometidos con la mitigación del cambio climático.
  • Anticipación a futura normativa.
  • Liderazgo en el mercado y construcción de marca.
  • Respuesta a la presión y demandas de otros grupos de interés (consumidores, inversores…).

Todo esto se resume en tres aspectos básicos:

  • Reducir los costes energéticos
  • Aumentar las oportunidades de venta y contratación en países y sectores que valoran este aspecto
  • Mejorar la reputación y el posicionamiento

Featured image

El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente ha puesto en marcha el sistema oficial a nivel nacional que valida los esfuerzos realizados por las empresas al calcular y reducir sus emisiones. Se trata del  Registro de Huella de Carbono. A través de la inscripción en este registro, se permite a las empresas el uso del Sello del MAGRAMA demostrando así su implicación con la protección del Medio Ambiente.

La Huella de Carbono se puede calcular para cualquier actividad independientemente del tamaño de la organización.

Las normas internacionales de cálculo de la Huella de Carbono diferencian entre dos tipos de Huellas:

  • Huella de Carbono de una organización. Mide la totalidad de GEI emitidos por efecto directo o indirecto provenientes del desarrollo de la actividad de dicha organización.
  • Huella de Carbono de un producto. Mide los GEI emitidos durante todo el ciclo de vida de un producto: desde la extracción de las materias primas, pasando por el procesado y fabricación y distribución, hasta la etapa de uso y final de la vida útil (depósito, reutilización o reciclado).

Siguiendo las indicaciones de las normas internacionales las emisiones de GEI asociadas a las actividades que desarrolla una organización se deben agrupar:

  1. Emisiones de GEI procedentes de fuentes que son propiedad (directas) de la organización
  2. Emisiones de GEI procedentes de fuentes que no son propiedad (indirectas) de la organización y en concreto se deben a la generación de electricidad.
  3. Resto de emisiones de GEI procedentes de fuentes que no son propiedad (indirectas) de la organización.

El Registro constará de 3 secciones:

  • Sección de Huella de Carbono y compromisos de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero (GEIs).
  • Sección de Proyectos de Absorción de CO2.
  • Sección de Compensación de Huella de Carbono.

Se otorgará un documento de reconocimiento de la inscripción en el Registro, así como un sello, cuya vigencia será de 1 año. En el caso de la inscripción en la sección de proyectos de absorción dicha vigencia será de 5 años.

Anuncios