Fertilización con lodos

Los lodos de E.D.A.R., por tratarse de lodos orgánicos, presentan idénticas propiedades que cualquier otro abono orgánico.

Se denomina abono orgánico a toda sustancia de origen animal, vegetal o mixta que se añade al suelo con objeto de mejorar su fertilidad. Contienen todas las sustancias que las plantas necesitan para su normal desarrollo.

Los abonos orgánicos muestran sobre los químicos, las siguientes ventajas:

  1. Mayor efecto residual.
  2. Aumento en la capacidad de retención de humedad del suelo a través de su efecto sobre la estructura (granulación y estabilidad de de agregados), la porosidad y la densidad aparente.
  3. Formación de complejos orgánicos con los nutrientes manteniendo a éstos en forma aprovechable para las plantas.
  4. Reducción de la erosión de los suelos, al aumentar la resistencia de los agregados a la dispersión por el impacto de las gotas de lluvia y al reducir el escurrimiento superficial.
  5. Elevación de la capacidad de intercambio catiónico del suelo, protegiendo los nutrientes de la lixiviación.
  6. Liberación de dióxido de carbono que propicia la solubilización de nutrientes
  7. Abastecimiento de carbono orgánico, como fuente de energía, a la flora microbiana heterótrofa.

Estos lodos tienen gran valor agronómico por su contenido en materia orgánica, nitrógeno, fósforo y algo de potasio; a la vez que por la presencia de algún oligoelemento en dosis mínimas.

Para demostrar el valor fertilizante del lodo, se hizo un estudio con tres alternativas diferentes de fertilización que se describen a continuación:

  • Tratamiento mineral: en ese tratamiento se aplicó la misma fertilización mineral que tradicionalmente se efectúa en la zona de Aranjuez para maíz:
  • Fondo: 800 kg/ha de complejo N-P-K (15-15-15)
  • Cobertera: 350 kg/ha de urea 46%
  • Tratamiento mixto I: en este tratamiento se sustituyo el abonado mineral de fondo por compost de lodo, manteniendo la fertilización nitrogenada de cobertera con urea:
  • Fondo: 8.000 kg/ha de compost de lodo
  • Cobertera: 350 kg/ha de urea 46%.
  • Tratamiento mixto II: en este tratamiento también se sustituyo el abonado mineral de fondo por compost de lodo, manteniendo la fertilización nitrogenada de cobertera con urea:
  • Fondo: 12.000 kg/ha de compost de lodo
  • Cobertera: 350 kg/ha de urea 46%.

El siguiente cuadro muestra los rendimientos en kg/ha de maíz para cada escenario:

AÑO 1 AÑO 2 AÑO 3 MEDIA
MINERAL 10.148 13.597 10.006 11.250
MIXTO I 11.545 14.117 11.947 12.536
MIXTO II 13.818 15.708 12.840 14.122

Analizando los resultados se puede afirmar que el compost de lodo puede sustituir la tradicional fertilización mineral de sementera.  La sustitución del abono mineral por el lodo, no reduce la productividad del maíz, sino que, por el contrario, aumenta su rendimiento en grano. Aunque la mayor producción se obtiene al aplicar 12.000 kg/ha de compost de lodo en sementera.

Fuente: Revista Vida Rural / 1 junio 2000

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s